La revolución de vinos y espumantes sin alcohol

Al viajar a Inglaterra en el año 2017, Cecilia Prat y su marido Andrés Duval, se percataron de un negocio poco desarrollado en Chile, tragos sin alcohol. Pensaron cómo un líder en la industria vitivinícola no iba a tener este tipo de productos. “Así que empezamos a investigar”, relata una de las cofundadoras de Sinzero, la única compañía que comercializa vino desalcoholizado en nuestro país.

Haciendo los arreglos pertinentes, decidieron actuar de inmediato y desligarse de sus antiguos cargos para contactar al químico Felipe Plá y así desarrollar la muestra. En un mes ya tenían los primeros 200 ml de vino desalcoholizado.  A su vez, consiguieron que Paula Botero, una enóloga ex Undurraga, se sumara al proyecto.

Poco a poco, lograron dar con la tecnología que permitiera extraer todo el alcohol con calor, manteniendo los antioxidantes y taninos. “Después reincorporamos una pequeña fracción para el aroma”. En total la botella de Sinzero tiene 0,5% de alcohol. “25 copas de nuestro vino equivalen a una tradicional”, explica Cecilia.

Felizmente, a mediados de 2018, habiendo transcurrido un año del viaje de negocios a Inglaterra, lograron producir la primera botella de cabernet Sauvignon sin alcohol. Tras seis meses de venta on-line, cerraron su primer acuerdo con un supermercado.

DISFRUTAR SIN CULPAS

Siguiendo la tendencia consignada por el Registro Internacional de Vinos y Espirituosos (IWSR, por sus siglas en inglés), donde el mercado de bebidas no alcohólicas creció un 25% a nivel global  entre 2015 y 2020, Sinzero logró convertirse en la primera marca especializada en Chile en desarrollar la categoría desalcoholizada de Cabernet Sauvignon, Rosé y Espumante, que cuentan con una graduación alcohólica inferior a 0,5%.

Y a pesar de ser una alternativa desalcoholizada, Sinzero mantiene las cualidades organolépticas del vino original, así como también sus propiedades antioxidantes y con la mitad de las calorías. Con esto, se transforman en una opción de consumo para quienes conducen, o simplemente, buscan una vida saludable.

“Sinzero llega al mercado nacional como un complemento de la industria del vino tradicional” para personas que buscan una vida más sana, mujeres embarazadas, veganos, deportistas y para quienes quieren disfrutar un par de copas y luego poder conducir tranquilos”, enfatizan sus creadores.

Pero, ¿cómo se lleva a cabo su elaboración? A través de un minucioso proceso donde no hay ebullición. La propia enóloga responsable de la producción, Paula Boterro, explica que el Cabernet Sauvignon de Sinzero nace de la noble tierra del Valle del Maipo, con cuatro meses en barricas de roble francés, para después pasar por un delicado proceso de desalcoholización, donde se separa el vino del alcohol, conservando lo más importante: su color, textura, aromas y sabores. El resultado es un vino más liviano para ser disfrutado por todos”.

Sinzero está revolucionando el mercado del vino Chileno y es el gran protagonista hoy, en una industria donde los consumidores han migrado a estilos de vida más saludables y a productos desalcoholizados.

Otras lecturas

Ñoquis sin gluten

Amamos los ñoquis, pero la sensación post comerlos no siempre es la mejor, así que

Doctor Chef

“Cualquier forma de alimentación puede ser sana si es que los hábitos lo son” En

Volver al Origen

La importancia de comer alimentos reales Si estas buscando hacer cambios en tu estilo de

Suscríbete a nuestro Newsletter