Volver al Origen

La importancia de comer alimentos reales

Si estas buscando hacer cambios en tu estilo de vida y en tu alimentación, uno de los pasos más significativos es dejar de consumir “productos” elaborados por la industria alimentaria y comenzar a consumir “alimentos reales”. Dando este gran paso lograremos:

  • Evitar múltiples componentes alimentarios utilizados en la fabricación de alimentos industrializados, dañinos para nuestra salud y que desencadenan “Inflamación Crónica de Bajo Grado”, con todas las consecuencias que esta genera en nuestro organismo – daños abordados al detalle en ediciones anteriores.

Al dejar los alimentos industriales nos alejamos del consumo de edulcorantes artificiales, azúcar (muchas veces oculta en nombres de aditivos que no identificamos), preservantes, colorantes, aceites hidrogenados, almidones y elementos transgénicos.

  • ¡Nutrirnos realmente! Ya que los alimentos reales tienen una alta densidad nutritiva, entregándonos un aporte significativo de vitaminas, minerales, fibra, proteínas, ácidos grasos esenciales, energía de calidad y fotoquímicos.
  • Una adecuada regulación de nuestra Microbiota Intestinal, pues la ingesta de estos nutrientes también cumplen roles antiinflamatorios, logrando entregar una funcionalidad completa a nuestro organismo.

En su mayoría, los alimentos industrializados no tienen una alta densidad nutritiva. Y además, existe un alto riesgo de que los agentes de rellenos de estos productos alteren los nutrientes y beneficios del alimento en su forma real.

Pero, ¿Qué es un alimento real?

En términos simples, es un alimento que no haya sido intervenido artificialmente desde su origen hasta el consumo final… Volver al origen.

También existen alimentos de la industria alimentaria que, si bien no están en su estado real, mantienen una lista de ingredientes reales en la información nutricional de su envase. Si quieres elegir alimentos envasados que sean de mejor calidad, no es necesario guiarte por las etiquetas ni los mensajes publicitarios del envase, solo revisa sus ingredientes y busca que tenga alimentos reales en su composición.

Nota:  A un alimento con más de cuatro aditivos se le denomina “ultraprocesado”.

Si sientes que consumes una alta carga de alimentos procesados y quieres comenzar a comer “más real”, primero debes analizar dónde realizas la compra más grande de alimentos para tu suministro. Mi consejo es comenzar a destinar la mayor parte de la adquisición de alimentos a las ferias, mercados y productores locales. Esta acción concreta simplifica tu compra final y por ende el acceso diario a los alimentos que tendrás a mano en tu día a día.

 

Vuelve al origen, simplifica tu alimentación, compra consciente, come consciente, vive en amor hacia ti y hacia el todo…

 

 

 

Otras lecturas

Ñoquis sin gluten

Amamos los ñoquis, pero la sensación post comerlos no siempre es la mejor, así que

Doctor Chef

“Cualquier forma de alimentación puede ser sana si es que los hábitos lo son” En

Suscríbete a nuestro Newsletter